Shabbath Shalom!!!



presiso

Miembro senior
9 Enero 2007
134
0
"Estudie la Biblia!!! Pero estudiela sin doctrinas y sin teologias humanas,"tan solo pida la direccion del Espíritu Santo y dejese llevar por el!!!

La Ley de Dios




Esto es un resumen corto de la Ley de Dios y de la manera en que se aplica a nuestras vidas.




La Ley de Dios proviene de Su misma naturaleza. La Ley existe para nuestro bien y el bienestar del planeta. Nos beneficiamos de la observancia de las leyes de Dios. Entre más sean observadas, más se beneficiarán nuestras familias, ciudades, naciones y, en sí, el planeta entero. La violación de la Ley de Dios acarrea penas (Salmo 55:19). Obedecemos la ley de Dios por nuestra propia voluntad. De esta manera participamos en la naturaleza misma de Dios (2Pedro 1:4). Si Dios y Su Ley son sinónimos, es lógico que al observar la Ley de Dios, nos volvemos más y más como Dios (1Juan 3:2). La Ley es aquella de Eloah (Esdras 7:14). De la misma manera en que Dios es eterno y no cambia, Su Ley es también eterna y jamás cambia.



De la misma manera en que el Único Dios Verdadero es amor (1Juan 4:8), la Ley de Dios es también amor (Romanos 13:10). Otro punto igual de interesante es que, de la misma manera en que Dios es justo, Su Ley también es justa (Salmo 119:172). La ley es santa, buena (Romanos 7:12) y verídica (Salmo 119:142). Esto podría significar que Dios y Su Ley han existido siempre.



La ley es perfecta (Salmo 19:7). Es la ley perfecta de la libertad (Santiago 1:25, 2:12). La ley perfecta de la libertad de Dios es concebida para que nosotros podamos establecer una relación perfecta con Él y con los demás. Sin embargo, el Espíritu Santo es necesario para ser capaces de cumplir correctamente con la ley perfecta de la libertad. Esto se volverá más evidente cuando al mismo tiempo y sucesivamente moriremos dentro de la fe y observaremos la Ley de Dios.



Los Mandamientos



La Ley está compuesta de dos Grandes Mandamientos. Estos forman la base de la ley entera y el testimonio de los profetas, e incluye el de Jesucristo, tal y como está escrito en la Biblia. El Primer Gran Mandamiento está escrito de esta manera: Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma y con toda tu fuerza. El Segundo Gran Mandamiento es semejante: Amarás a tu prójimo como a ti mismo.



De hecho, todo el mensaje de la Biblia en el transcurso de la historia exhorta a los hombres a amar y a obedecer a Dios y a amar a sus prójimos. Los dos Grandes Mandamientos son enseguida sub-divididos en Diez Mandamientos. Forman la base fundamental de la ley, pero la ley no se limita solamente a los Diez Mandamientos. Los primeros cuatro mandamientos son sobre el amor de Dios. Este amor debe ser con todo corazón y todo espíritu y toda alma. Los seis últimos mandamientos son sobre el amor al prójimo. Debemos amar a nuestro prójimo como a nosotros mismos. Puesto que si no amamos a nuestro prójimo a quien hemos visto, ¿cómo podríamos amar a Dios a quien no hemos visto (1Juan 4:20-21)?



Nuestro deber es el de convertirnos en un receptáculo conveniente y apropiado para el Dios vivo. Él es el Dios de los vivos y no de los muertos (Mateo 22:32).



Cristo fue el elohim o ser espiritual quien les enseñó la ley de Dios a Adán y a Eva. El pecado fue introducido al mundo por Adán (Romanos 5:12-14). La ley de Dios estaba en vigor en el Jardín del Edén. También fue Cristo, como el Ángel al Sinaí, quien le dio también la ley a Moisés (Éxodo 20:1,22; Deut. 4:12-13; 5:22). Fue escrita por YHVH Éxodo 31:18; 32:16) sobre piedras (Éxodo 24:12; 31:18) y dada a Moisés (Éxodo 31:18). Moisés puso las tablas en el arca (Deut. 10:5).



La ley trata de los preceptos morales que definen el bien y el mal. Deberíamos observar la ley entera (Santiago 2:10). Somos juzgados por la ley (Santiago 2:12). La observancia de la ley quita todo el temor y todo sentimiento de culpabilidad. El mandamiento de observar la ley no está por encima de nuestras fuerzas (Deut. 30:10-11).



La Infracción de la Ley es un Pecado



De la ley proviene el conocimiento de lo que es el pecado (Romanos 3:7, 20). El pecado es la transgresión o la infracción de la ley (1Juan 3:4). No debemos infringir ninguna parte de la ley (Mateo 5:19). Cualquiera que observa la ley entera, mas peca contra un solo mandamiento, se vuelve culpable de todos (Santiago 2:10). Por ejemplo, si hacemos lo demás correctamente pero no observamos el día Sábado como santo, entonces infringimos la ley entera.


El espíritu carnal o físico es enemigo u hostil hacia Dios. No quiere obedecer la ley de Dios (Romanos 8:7). Dios sabía que así sería el caso. Como consecuencia, Dios concibió el plan perfecto para devolver Su creación a Él.



El rechazo de la ley de Dios es la razón por la cual hay tanta miseria y sufrimiento en el mundo en la actualidad. El hombre quiere vivir a su manera. Hay un camino que se asemeja a un hombre, pero a fin de cuentas, lo lleva a la muerte (Proverbios 16:25).
El Mesías va a imponer la obediencia de las Leyes de Dios, si no las naciones morirán de hambre. La desobediencia de las leyes de Dios se castiga tanto individual como colectivamente. Dios tiene relaciones con las naciones como las tiene con las familias.



Los Conceptos relacionados con la Gracia



Es por el Hijo de Dios, Jesucristo, que las obras del diablo son destruidas (1Juan 3:8). Cristo es quien nos purifica de todo pecado (1Juan 1:7). Si la paga o el castigo del pecado es la muerte, el don de Dios es la vida eterna en Jesucristo (Romanos 6:23). La gracia se demuestra porque Dios a liberado o ha salvado de la muerte al hombre y al ejército caído (Romanos 5:12-21). La gracia es un don gratuito de Dios. Debemos vivir según el Espíritu (Romanos 8:4-6). La ley debe observarse ahora en un nivel espiritual. La ley no se elimina por la gracia, si observamos la ley por el Espíritu Santo.



No somos salvados al observar la ley, somos salvados por la gracia. Sin el Espíritu Santo, no podríamos observar la ley. Observamos la ley porque queremos amar y obedecer a Dios. Siempre ha sido la intención de Dios que observemos la ley. Pero los sacerdotes de este mundo han enseñado lo opuesto y han cambiado las leyes de Dios y Su calendario para que no puedan ser observadas correctamente. Producir un calendario diferente al calendario de Dios y seguir otro sistema de adoración es una blasfema y una violación de la Ley. Es la adoración de un Dios falso.



La Ley es espiritual



La ley es espiritual (Romanos 7:14). Cristo ha amplificado o ha puesto la ley a un nivel espiritual más elevado (Isaías 42:21). En realidad, Cristo ha elevado la norma y nosotros debemos ahora observar la ley en el sentido espiritual más que en el físico. Moisés y los profetas atestiguaron hasta el Mesías, pues, la ley ha sido escrita en los corazones de los elegidos. Aquellos que están bautizados son juzgados por el espíritu de la ley (Santiago 2:12; Romanos 2:27; 2Corintios 3:6).



La Ley de Ceremonia o de Sacrificio



La Ley de Ceremonia fue dictada por YHVH o Cristo y escrita por Moisés (Éxodo 24:3-4, Deut. 31:9); Se dio además de los Diez Mandamientos (Éxodo 24:12). Moisés la escribió en un libro, se lo dio a los Levitas, y les dijo que lo colocaran al lado del arca (Deut. 31:25-26). Trata las cuestiones de ceremonias y ritos. Describe las ofrendas por el pecado (ver Levítico capítulos 1-2). El sacrificio de Cristo ha suprimido o puesto un fin al sistema de sacrificio (Efesios 2:15, Colosenses 2:14). La ley no dirigió nada a la perfección (Hebreos 7:19).



Después de que Adán y Eva pecaron, recibieron el conocimiento del sistema de sacrificio de Dios. Se mantuvo desde Adán y Eva hasta el año 30 EC (era corriente), el año en que el Mesías fue matado y que se volvió el sacrificio perfecto y aceptable. Dios les dio a Judá 40 años para arrepentirse y cambiar, pero nunca lo hicieron. El Templo en Jerusalén todavía ofrecía los sacrificios, pero en el año 70 EC, fue destruido. En el año 71 EC, Vespasiano cerró el último templo que quedaba, el de Leontopolis, en Egipto.



Cristo cumplió con todos les aspectos de los sacrificios; el sistema de sacrificio no se utiliza hoy en día. El sacrificio será restablecido en Jerusalén, pero solamente él de la mañana (Ezequiel 46:13). Los sacrificios después del mediodía, mencionados en Números 28:3-4, se cambiaron en Ezequiel 46. La cantidad de animales, de grano y de aceite también fue cambiada (Ezequiel 46:1-15). Hay partes del sistema de sacrificio que probablemente no podremos comprender completamente antes del regreso de Jesucristo en la tierra y el establecimiento de las cosas en el Milenio.



¿Qué es lo que fue clavado sobre la Cruz?



El Cristianismo moderno dominante enseña que la ley de Dios se clavó sobre la cruz en la muerte de Cristo. Explican mal Colosenses 2:14-15. Esta Escritura habla de la factura de nuestra deuda bajo la ley. Eso fue clavado sobre la cruz y no la Ley de Dios en sí. Una vez que Cristo fue sacrificado, Dios puso nuestros pecados lo más lejos posible de Él que el Este es lejos del Oeste, porque Cristo pagó con la pena de muerte por nosotros. Sin embargo, aunque Cristo haya pagado el precio de los pecados de toda la humanidad, nosotros debemos ahora observar la ley.





Nos dicen que observemos la ley de Dios y no las tradiciones de los hombres. Hemos visto todos estas tradiciones o estas creencias de los hombres. También podemos leer las palabras de Jesucristo acerca de este tema (Mateo 15:2-6; Marcos 7:3-13). Nos dicen que, si ellos hablan en contra de la ley y del testimonio de Cristo, no hay ninguna luz en ellos (Isaías 8:20). La ley oral de los Fariseos se volvió una carga para Judá. Este misterio de la anarquía estaba en plena marcha en la Iglesia en el tiempo de Pablo y de Juan (2 Tesalonicenses 2:7-10; 1Juan 2:3-5).



También nos mandan a enseñar la diferencia entre lo santo y lo profano (Levítico 10:10; Ezequiel 44:23)



En el Apocalipsis 22:18-19, se nos dice que no podemos cambiar la Ley de Dios o cambiar la Escritura. Si tratamos de cambiar el libro de Dios (la Biblia), Dios nos quitará el derecho al árbol de la vida (Apo. 22:14). Algunos tratarán de cambiar o de deformar lo que la Escritura dice para tratar de suprimir la ley de Dios. Pero eso no es correcto. No debemos escuchar a cualquiera que diga que la ley de Cristo ha sido eliminada.



Cristo dijo que ninguna jota o ninguno trazo, en otras palabras, la parte más pequeñita de la ley, será suprimido hasta que el cielo y la tierra desaparezcan (Lucas 16:17).Mat5:17,18 Sabemos todos que el cielo y la tierra siempre están. Por consiguiente, sabemos que toda la Ley de Dios está siempre en vigor.




La Reconciliación con el Padre



Dios sabe todo (Isaías 46:10; Salmo 147:5; Mateo 24:36). Sabía cómo los seres espirituales se comportarían y cómo el hombre se comportaría. Esto no significa que Dios controla cada uno de nuestros movimientos. Esto muestra solamente cómo Dios es eternamente sabio y omnisciente. Porque Dios sabía que Satanás y el ejército caído pecarían y que el hombre pecaría más tarde. Él puso en pie un plan aún antes de que Él hubiera empezado a crear.



Este plan exigía un sacrificio de sangre para restaurar al pecador ante Dios el Padre. Cristo vino como el sacrificio aceptable perfecto (Hebreos 7:27-28; 9:12; 10:10-19; 1Pedro 3:18). Fue aceptado por Dios el Padre, como la ofrenda de la Gavilla Mecida (Levítico 23:9-14; Juan 20:17; Ver nota en la Companion Bible), el primer día de la semana, el año en que Cristo fue crucificado. Puesto que Cristo vivió una vida sin pecado, fue a la medida de restaurar o de reunir toda la creación al Padre.



Cristo es ahora nuestro Sumo Sacerdote (Mateo 20:11-18; Salmo 110:4). Cristo pagó el precio de aquellos que pecaron porque Él se sacrificó y porque él vivió sin pecado (Hebreos 4:15; 1Juan 2:2). Él fue obediente hasta la muerte (Filipenses 2:8). Cristo es él que, por su obediencia a su Padre, ha traído la salvación a la humanidad.


Podemos todos ahora tener acceso a Dios el Padre. Cuando somos adultos, nos podemos bautizar y recibir el Espíritu Santo.
Antes del bautismo, es para cada uno de nosotros de arrepentirnos. Le pedimos a Dios de que perdone nuestros pecados. También podemos decirles a aquellos que hemos lastimado que sentimos pena. Una vez que nos arrepintamos y que cambiemos nuestras maneras, Dios olvida completamente nuestros pecados. Pero debemos tratar de no repetir una vez más el mismo error.



Las Bendiciones de la observancia de la Ley de Dios



Cuando Cristo fue un ser humano, observó toda la ley (Mateo 5:18-19). El cuerpo de Cristo, la Iglesia, observa las Leyes de Dios Romanos 2:13, Salmo 119:1-3). El Cristiano que observa la ley está bendito (Santiago 1:25). La persona convertida quiere observar la ley (Salmo 119:1 y siguiente).



Para estar en la primera resurrección, debemos observar los mandamientos de Dios y guardar el testimonio de Jesucristo (Apo. 12:17; 14:12). Apo. 22:14 dice "¡Felices aquellos que lavan su ropa, para tener derecho al árbol de la vida y de entrar por las puertas a la ciudad!". La nota al verso 14, en la Companion Bible, declara que el lavado de la ropa significa observar los mandamientos de Dios. Los santos son los que observan los mandamientos de Dios y quienes guardan el testimonio de Jesucristo (Apo. 12:17)



Si observamos los mandamientos, Dios permanece o se queda con nosotros (Juan 14:15, 15:10). Si queremos obtener la vida eterna, debemos observar los mandamientos de Dios (Mateo 19:17). Al observar las leyes de Dios, igualmente nos volvemos Justos, Perfectos, Santos, Buenos y Verdaderos y nos volvemos como Dios al participar en Su naturaleza (2Pedro 1:4).



Dios no cambia o varía jamás (Malaquías 3:6;Porque yo YHVH no cambio;
Santiago 1:17 Toda buena dádiva y todo don perfecto desciende de lo alto, del Padre de las luces, en el cual no hay mudanza, ni sombra de variación.

Tratemos todos de observar más completamente Sus Leyes cada día y de volvernos más y más como Él
(Efesios 4:23-25 y renovaos en el espíritu de vuestra mente,
y vestíos del nuevo hombre, creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad.
Por lo cual, desechando la mentira, hablad verdad cada uno con su prójimo; porque somos miembros los unos de los otros

Tomemos placer en observar la Ley de Eloah (Salmo 119:1 y siguiente) y de servir de ejemplo para el resto de la humanidad de la manera en que el sistema de ley de Dios funcione.
Reina Valera Revisada (1960)
__________________
“Tú guardarás en completa paz a aquel cuyo pensamiento en Ti persevera; porque en Ti ha confiado”Isaías.26:3

Shalom brothers!!!



Recuerde, la Palabra de Dios, la Biblia, es la única guía segura para una vida pura!!!
 

presiso

Miembro senior
9 Enero 2007
134
0
Re: Shabbath Shalom!!!

En Exodo 15.26 Dios formaliza un pacto de sanidad con su pueblo:
Si oyeres atentamente la voz de Jehová tu Dios, e hicieres lo recto delante de sus ojos, y dieres oído a sus mandamientos, y guardares todos sus estatutos, ninguna enfermedad de las que envié a los egipcios te enviaré a ti; porque yo soy YHVH tu sanador. (Léase el contexto, v. 22–27.)Las últimas dos condiciones convergen en una: Oír y guardar todos los mandamientos o estatutos de Dios. Los mandamientos y estatutos son sinónimos, como puede verse en Salmo 119.105–112,
105 Lámpara es a mis pies tu palabra,
Y lumbrera a mi camino.
106 Juré y ratifiqué
Que guardaré tus justos juicios.
107 Afligido estoy en gran manera;
Vivifícame, oh Jehová, conforme a tu palabra.
108 Te ruego, oh Jehová, que te sean agradables los sacrificios voluntarios de mi boca,
Y me enseñes tus juicios.
109 Mi vida está de continuo en peligro,
Mas no me he olvidado de tu ley.
110 Me pusieron lazo los impíos,
Pero yo no me desvié de tus mandamientos.
111 Por heredad he tomado tus testimonios para siempre,
Porque son el gozo de mi corazón.
112 Mi corazón incliné a cumplir tus estatutos
De continuo, hasta el fin.

este es un Salmo que se refiere a conocer y vivir de acuerdo a la Palabra de Dios. En estos versículos los términos: palabra, juicios, ley, mandamientos y estatutos son sinónimos, ya que se refieren a la voluntad revelada de Dios, mediante la cual Su pueblo ordena la vida. Está claro que el salmista oraba por sanidad física y espiritual (véase el v. 107). Al buscar a Dios, juró andar en conformidad con Su Palabra y guardar Sus mandamientos, tal como requería el pacto de sanidad del Antiguo Testamento.
Para Nosotros los creyentes del Nuevo Testamento satisfacer las condiciones para el pacto de sanidad significa vivir conforme a la Palabra de Dios. Si deseamos tener una fe fuerte para la sanidad divina, debemos atesorar la Palabra de Dios en nuestros corazones y andar de acuerdo a su dirección con la ayuda del Espíritu Santo.

Otro pacto de Dios, llamado el pacto de sanidad del Nuevo Testamento, se encuentra en Santiago 5.13–16. (Lea este pasaje.) El autor humano del libro de Santiago, donde encontramos el pacto de sanidad del Nuevo Testamento, era Santiago, el hermano del Señor Jesús. Luego del martirio de Jacobo el hermano de Juan, Santiago el hermano de Jesús se convirtió en el líder de la iglesia apostólica (Hch 15; Mc 6.3). Siendo hermano del Señor y apóstol principal, sin duda entendió el plan del Señor para el pueblo cristiano.


Santiago 5:19,20 Hermanos, si alguno de entre vosotros se ha extraviado de la verdad, y alguno le hace volver,
20 sepa que el que haga volver al pecador del error de su camino, salvará de muerte un alma, y cubrirá multitud de pecados.


"Estudie la Biblia!!! Pero estudiela sin doctrinas y sin teologias humanas,"tan solo pida la direccion del Espíritu Santo y dejese llevar por el!!!
__________________
“Tú guardarás en completa paz a aquel cuyo pensamiento en Ti persevera; porque en Ti ha confiado”Isaías.26:3

Shalom brothers!!!
 

presiso

Miembro senior
9 Enero 2007
134
0
Re: Shabbath Shalom!!!

"Estudie la Biblia!!! Pero estudiela sin doctrinas y sin teologias humanas,"tan solo pida la direccion del Espíritu Santo y dejese llevar por el!!!




Acuérdate de tu Creador en los días de tu juventud, antes que vengan los días malos, y lleguen los años de los cuales digas: No tengo en ellos contentamiento

Eclesiastés 12.1 Una vida sin Dios produce una persona vieja amargada, solitaria y sin esperanza. Una vida centrada en Dios es plena, hace que los "años malos" cuando las incapacidades, las enfermedades y los impedimentos pueden ser barreras que nos impiden disfrutar de la vida— nos satisfagan debido a la esperanza de la vida eterna. Ser joven es emocionante. Pero la emoción de la juventud puede convertirse en un obstáculo para acercarse a Dios si hace que la gente joven centre su atención en los placeres pasajeros en lugar de en los valores eternos. Ponga sus capacidades al servicio de Dios cuando todavía sean suyas: durante la juventud. No las desperdicie en actividades malas o sin significado que pueden volverse malos hábitos y hacerlo insensible. Busque a Dios ahora!

antes que la cadena de plata se quiebre, y se rompa el cuenco de oro, y el cántaro se quiebre junto a la fuente, y la rueda sea rota sobre el pozo;

Eclesiastés 12.6-8 La cadena de plata, el cuenco de oro, el cántaro y la rueda simbolizan la fragilidad de la vida. Con cuánta facilidad nos llega la muerte, con cuánta rapidez y sin esperarlo podemos regresar al polvo del que salimos. Por lo tanto, deberíamos tener la vida como un recurso que hay que usar sabiamente y no despilfarrarla frívolamente.

y el polvo vuelva a la tierra, como era, y el espíritu vuelva a Dios que lo dio.
Vanidad de vanidades, dijo el Predicador, todo es vanidad.
.
Eclesiastés 12.7,8 Despojados del Espíritu de Dios, nuestros cuerpos regresan al polvo. Despojados del propósito de Dios, nuestro trabajo es en vano. Despojados del amor de Dios, nuestro servicio es vanidad. Debemos poner a Dios primero sobre todo y en todo lo que hacemos, porque sin Él no tenemos nada. Saber que la vida es vanidad sin Dios motiva a la persona sabia a buscar a Dios primero.

Las palabras de los sabios son como aguijones; y como clavos hincados son las de los maestros de las congregaciones, dadas por un Pastor.

Eclesiastés 12.11 El aguijón se usaba para mantener al buey o al ganado en marcha. Como un aguijón, una palabra sabia o una verdad importante puede ser desagradable cuando se aplica por primera vez, pero nos mantendrá en marcha en dirección de Dios.

Ahora, hijo mío, a más de esto, sé amonestado. No hay fin de hacer muchos libros; y el mucho estudio es fatiga de la carne.

Eclesiastés 12.12 Existen opiniones interminables acerca de la vida y filosofías acerca de la forma en la que debemos vivir, que pueden ser leídas y estudiadas por siempre. No es malo estudiarlas, pero deberíamos pasar la mayor parte del tiempo alimentándonos de la verdad de la Palabra de Dios. La sabiduría debe llevar a la acción. Los estudiantes sabios de la Biblia comprenderán y harán lo que se les ha enseñado. Debido a que nuestro tiempo en la tierra es muy corto, debemos usarlo para aprender verdades importantes, las que afectan esta vida y la eternidad.



El fin de todo el discurso oído es este: Teme a Dios, y guarda sus mandamientos; porque esto es el todo del hombre
. Porque Dios traerá toda obra a juicio, juntamente con toda cosa encubierta, sea buena o sea mala.


Eclesiastés 12.13,14 El libro de Eclesiastés no puede interpretarse correctamente sin leer estos versículos finales. No importan cuáles sean los misterios y las aparentes contradicciones de la vida, debemos trabajar hacia el único propósito de conocer a Dios.
En Eclesiastés, Salomón nos muestra que debemos disfrutar de la vida, pero que esto no nos exime de obedecer los mandamientos de Dios. Debemos buscar el propósito y el significado de la vida, pero no se pueden encontrar en los logros humanos. Debemos reconocer la maldad, necedad e injusticia en la vida, y aun así mantener una actitud positiva y una fe sólida en Dios.
Todas las personas tendrán que comparecer delante de Dios y ser juzgadas por lo que hicieron en esta vida. No podremos utilizar las incongruencias de la vida como excusas de no haber vivido adecuadamente.

En su conclusión, Salomón presenta sus antídotos para las dos enfermedades presentadas en este libro. Quienes carezcan de propósito y dirección en la vida deben respetar a Dios y seguir sus principios para la vida. Los que piensan que la vida es injusta deben recordar que Dios analizará la vida de cada persona para determinar cómo le ha respondido a Él y traerá a juicio todo hecho. ¿Ha comprometido usted su vida presente y futura con Dios? ¿Está su vida a la altura de las normas de Dios?


__________________
“Tú guardarás en completa paz a aquel cuyo pensamiento en Ti persevera; porque en Ti ha confiado”Isaías.26:3
 
28 Junio 2006
4.984
0
Re: Shabbath Shalom!!!

no te tomastes el tiempo para leer mucho menos para analizar la palabra de Dios para que pedirte bases biblicas?

BENDICIONES!!!
Los mismos argumentos una y otra vez, el Espíritu Santo no ordena el guardar el sábado, así de simple.
Esos copy&paste casi nadie los lee.

Gracias a Dios deje de ser sabático.
 

Julio Enrique P

Expulsado
28 Junio 2009
1.435
0
7truenos.foroes.net
Re: Shabbath Shalom!!!

no te tomastes el tiempo para leer mucho menos para analizar la palabra de Dios para que pedirte bases biblicas?

BENDICIONES!!!
Este copy paste es de esta página
http://www.logon.org/spanish/s/cb025.html

Es un insulto al debate este tipo de actitudes

Mejor trae tus ideas y pon solo el enlace ..en todo caso nadie lo lee

Te pregunto en franco debate


¿Haces trabajar a tu prójimo en el sábado ?
 

Julio Enrique P

Expulsado
28 Junio 2009
1.435
0
7truenos.foroes.net
Re: Shabbath Shalom!!!

Este copy paste es de esta página
http://www.logon.org/spanish/s/cb025.html

Es un insulto al debate este tipo de actitudes
Además transgredes la LEY al no citar la fuente en forma honesta

leíste lo que dice


Christian Churches of God
PO Box 369, WODEN ACT 2606, AUSTRALIA
Correo electrónico: [email protected]
(Derechos de propiedad literaria ã 2003 Diane Flanagan; Éd.Wade Cox)

Tr. 2005; Rev. por François Sylvain

Este documento puede copiarse libremente y distribuirse con tal de que se copie en su totalidad sin alteraciones o tachaduras. Debe incluirse el nombre del editor y dirección y el aviso de derechos de propiedad literaria. Ningún cargo puede realizarse a los destinatarios de copias distribuidas. Las citas breves pueden ser incluidas en artículos críticos y revisiones sin interferir en los derechos de propiedad literaria.
Este documento se puede obtener desde los sitios internet:
http://www.logon.org y http://www.ccg.org
 
5 Junio 2009
2.062
1
Re: Shabbath Shalom!!!

"Estudie la Biblia!!! Pero estudiela sin doctrinas y sin teologias humanas,"tan solo pida la direccion del Espíritu Santo y dejese llevar por el!!!
Y luego todos andan en creyendo lo que el "Espíritu les inspiro"..


Recuerde, la Palabra de Dios, la Biblia, es la única guía segura para una vida pura!!!
Interesante tu argumento que ni siquiera en la propia Biblia dice eso!!!.. Interesante, interesante!
 
28 Junio 2006
4.984
0
Re: Shabbath Shalom!!!

"Estudie la Biblia!!! Pero estudiela sin doctrinas y sin teologias humanas,"tan solo pida la direccion del Espíritu Santo y dejese llevar por el!!!
Eso hice y el Espíritu Santo me sacó de la secta sabática.
 

Adrikup

Leyenda del foro
5 Junio 2020
1.255
40
25
Del usuario
El Shabath tiene que ver con la primera creación.
Y no fue nada feliz por causa del pecado.
Tratar de guardar el sábado dentro de esa vieja creación era como el tratar de guardar la ley.
Todo por causa de las transgresiones.
En la cruz la vieja creación se sepultó.
La ley, el Shabath... TODO.
En la cruz no se anulo la ley....
 

MiguelR

Leyenda del foro
23 Junio 2019
1.797
175
Del usuario

En la cruz no se anulo la ley....
La ley de guardar el sábado y de dar los diezmos, fue dada solamente para los judíos terrenales y ya Cristo lo abolió porque solamente eran una sombra para comprender el nuevo pacto de la Gracia.

De manera que quienes guardan sábados y dan el diezmo aun siguen con el velo de Moisés sin entrar en el reposo del Eterno.
 

horizonte-71

Umbral de la quinta frontera
Los mismos argumentos una y otra vez, el Espíritu Santo no ordena el guardar el sábado, así de simple.
Esos copy&paste casi nadie los lee.
No veo cómo un παιδαγωγος puede tener valor cuando la meta es Cristo y no la ley.

Mayor es el hijo al esclavo. No vale la pena ni siquiera leer el asqueroso pasquín judaizante.
 

Adrikup

Leyenda del foro
5 Junio 2020
1.255
40
25
La ley de guardar el sábado y de dar los diezmos, fue dada solamente para los judíos terrenales y ya Cristo lo abolió porque solamente eran una sombra para comprender el nuevo pacto de la Gracia.

De manera que quienes guardan sábados y dan el diezmo aun siguen con el velo de Moisés sin entrar en el reposo del Eterno.
No no se abolió. Cristo no abolió ni el diezmo ni el sábado.
 

salmo51

Crea en mi, oh Dios, un corazón limpio...
4 Julio 2012
58.612
1.007
62
Del usuario
En la cruz no se anulo la ley....
La LEY no se anuló de este lado de la cruz pero si del otro.
O uno se quedá de este lado, con la ley y festejando el Shabat o se sube a la cruz con Cristo para morir al viejo hombre, a la vieja creación, a la LEY y al Shabat.
El que no muere y nace de nuevo no cambia de ámbito.